Martín

Huitrù (leyenda)

 

Hace mucho tiempo en la llanura de "La Pampa", en lo que actualmente es Toay (dar vuelta o girar), se encontraba la tribu de pincèn, en el vivía un aborigen llamado Huitrú.
Todas las mañanas recorría el monte y bebía de los manantiales que se encontraban en la zona. Con sus grandes hojas admiraba el horizonte interminable y caminaba en la enorme pampa. Un día Huitrú conoció a una indiecita a la que la llamaban Aylén. Este se enamoro de ella y juro ser fiel a su amada. Aylén y Huitrú se visitaron en los siguientes días, pero no sabían como decirles a sus tribus. Cuando se enteraron, los rechazaron y los expulsaron de sus tolderías.
El gualicho le dio una muerte cruel y dura a Aylén la que había desobedecido las reglas de seguir viendo a Huitrú. El melancólico, ya no sentía su enorme ganas de vivir, paseaba por el bosque en la que había conocido a la india y se lamentaba por su muerte.
Pidió ayuda a nguenechen ,no podía vivir sin ella y si así era prefería morir. Nguenechen lo escuchó... pero no podía deshacer la maldición del gualicho. Entonces la convirtió en un gran árbol, con una corteza dura y agrietada como su amor, con su tinajera donde corre las lágrimas de su amada, con una chaucha como fruto que significa el renacimiento de su querer y principalmente fuerte, porque nunca se rindió ante el odio de sus tribus.


| Carolina | Verónica | Martín | Daniel |


 













| Inicio | contacto |

Subir
  Los textos, dibujos y fotografías que aparecen en este website están debidamente autorizadas para poder ser publicadas en el sitio. Quedando de esta forma prohibida cualquier reproducción sin el permiso explícito de sus autores. © soydetoay 2000-2002 COPYRIGHT